Estás navegando por el archivo de frontera Archivos - Red De Autores.

by

La condición de supervivencia y la figura del salvador

10-09-2012 in Psicología y psiquiatría by

Carl Gustav Jung señala dos aspectos que pueden trastocar la vinculación del ego consciente con la totalidad de la psiquis, ver documentos el Inconsciente I y II en www.cchaler.org, estos son:

La presión de un componente instintivo, emocional o sensorial, que tome predominancia en nuestra psiquis y que de acuerdo a los conceptos definidos en el documento teoría de la personalidad, seria lo que definimos como aspecto predominante como la respuesta típica de nuestro carácter en situaciones especiales.

La influencia de especulaciones fantasiosas o irreales con respecto a nosotros mismos, cuando se esta en un estadio mas avanzado del desarrollo de nuestra psiquis. Incluso cuando se ha tomado contacto con aspectos superiores del desarrollo de la personalidad, provenientes del contacto con nuestro ego superior o si mismo.

Desde el punto de vista del budismo, presentado muy sucintamente en la introducción de este documento, implicaría, que si bien una persona reconoce la necesidad de internalizar aspectos superiores a su personalidad y los percibe por contacto con su ego superior o si mismo, todavía los reclamos de su ego consciente tienen mucha influencia en su persona y su frontera del ego es amplia e incluye la percepción de aspectos, que si bien se alejan de lo primario y son superiores, no corresponde a su margen de acción y pertenecen a la frontera del ego de otros seres humanos.
Esa influencia puede que no este en relación a aspectos primarios o sensoriales, pero si puede estar influenciada por emociones negativas que no sean auto percibidas y que actúen inconscientemente, emociones como por ejemplo el ansia de notoriedad o el egoísmo traspasando el ámbito de autoconservación e instaurado en el ego consciente (como analizamos en el documento el aspecto emocional sensorial).

Lee el resto de la entrada →

by

La frontera del ego

04-09-2012 in Psicología y psiquiatría by

En relación a los trastornos de personalidad, las personas que los padecen muchas veces encuentran serias dificultades en diferenciar e identificar esta frontera, que en gran medida es una actitud inconsciente, pero que ante patologías psiquiatricas, ya sea por la persona que la padece o por sus familiares y personas cercanas, esta frontera puede en su apreciación subjetiva e inconsciente modificarse patológicamente, dando origen a relaciones simbióticas en que los limites psíquicos entre un ser humano y otro parecen confundirse incluso en relación a su funcionalidad, que asume un carácter dependiente.

Dependencia que se origina por la presión de aspectos de índole emocional negativo y que posibilitan como si se estableciera una fusión o existiría una energía de características emocionales, que vincula la funcionalidad psíquica de dos personas y que en general perpetua síntomas en una de ellas y en la otra produce respuestas que alimentan estos síntomas, pero que desde un entendimiento distorsionado, existe la creencia de que una persona esta ayudando a la otra persona o siente que no tiene capacidad para desenredarse de necesidades y aspectos que pertenecen al ego de la otra persona y que esta se los transfiere. Esta es una realidad muy poco conocida, que en muchas relaciones familiares, deriva en el caos, la enfermedad, la manipulación e incluso en la muerte.

Lee el resto de la entrada →

by

Introduciéndonos en la frontera del ego

31-08-2012 in Psicología y psiquiatría by

Un indicador de relevancia al respecto de la salud mental es la percepción y diferenciación entre el mundo externo y el mundo interno, entre nuestro ego y los objetos, aspecto que en ciertas enfermedades mentales se ve afectado, como es el caso de la esquizofrenia por ejemplo y que en las personas con trastornos de personalidad puede verse confundido.

Por ejemplo, el sentido de realidad, ósea la sintonía con la que se percibe una realidad en concordancia con lo convencionalmente establecido por la sociedad, está presente en mayor grado en el neurótico que en el psicótico. Sin embargo la psicología moderna admite, que incluso en una persona normal no es perfecta la capacidad de distinción y diferenciación de la realidad interna y la externa convencionalmente aceptada.

Dentro del Budismo se denomina Sakkhaya, al cuerpo personal, concepto que puede ser comparado con el autoconcepto de la psicología moderna, ósea la percepción de nosotros, mismos. Del proceso de personalización, de acuerdo al budismo, deriva la percepción del ejercicio de una influencia o necesidad de control sobre aquello que percibimos que nos pertenece y se considera que esa percepción de pertenencía tiene una ansiedad básica asociada.

Lee el resto de la entrada →

Ir a la barra de herramientas